Carthago Nova, joya de la Hispania Romana

Distintos historiadores aportan información relevante sobre  la historia antigua de Cartagena, aunque de todos ellos podemos destacar a Polibio (s. II a.C.) y a Rufo Festo Avieno (s. IV d.C.).

Según estas fuentes historiográficas, aproximadamente en el año 227 a.C., el general cartaginés  ASDRÚBAL (yerno de Amílcar y cuñado de Aníbal) fundó Qart   Hadasch (“la ciudad nueva”) sobre la antigua ciudad de Mastia.hpim4727

Los navegantes griegos conocieron el enclave con el nombre de Καρχηδων  η  νεα (“Cartago La Nueva”), diferenciándola así de la ciudad de Cartago, fundada siglos antes  en el norte de África por la legendaria reina Dido (cfr.   Eneida, II).

Durante varias décadas estuvo gobernada por los cartagineses, que ya estimaron el lugar como un magnífico puerto natural, con una topografía que permitía mantener una posición estratégica de defensa contra piratas y otros enemigos de la cuenca mediterránea. Tal fue la situación hasta que cartagineses y romanos se enfrentaron en la 2ª Guerra Púnica. La victoria definitiva romana sobre aquéllos queda sellada con la toma de la ciudad  por el general PUBLIO CORNELIO ESCIPIÓN en el 209 a. C..

Desde ese momento el avance de las tropas romanas en la conquista de Hispania será imparable,  y la ciudad portuaria mantendrá su gran valor estratégico tanto para  el traslado de tropas, como  de todos los productos que Hispania (“la despensa de Roma”) proporcionará a la capital del Imperio.

CARTHAGO NOVA (nombre romano que traducía al griego) vivió una época de gran florecimiento bajo la dominación romana entre los siglos III a.C. y III d.C.   El puerto natural que ofrecía la ciudad fue profusamente utilizado por los romanos. Desde él partían las naves romanas cargadas de esparto (campus spartarius), plata y plomo, extraídos de las ricas minas de la zona, así como el valorado garum, elaborado en las pesquerías locales. Tal fue su consideración en Roma que en el año 44 a.C. recibió el título de COLONIA  URBS  IULIA NOVA  CARTHAGO.

Su  ubicación  y peculiaridades topográficas son descritas por el historiador Polibio en estos términos:

“Está situada hacia el punto medio del litoral español, en un golfo orientado hacia el Sudoeste. La profundidad del golfo es de unos veinte estadios y la distancia entre ambos extremos es de diez; el golfo, pues, es muy semejante a un puerto. En la boca del golfo hay una isla que estrecha enormemente el paso de penetración hacia dentro, por sus dos flancos. La isla actúa de rompiente del oleaje marino, de modo que dentro del golfo hay siempre una gran calma, interrumpida sólo cuando los vientos africanos se precipitan por las dos entradas y encrespan el oleaje. Los otros, en cambio, jamás remueven las aguas, debido a la tierra firme que las circundan. En el fondo del golfo hay un tómbolo, encima del cual está la ciudad, rodeada del mar por el Este y por el Sur, aislada por el lago al Oeste y en parte por el Norte, de modo que el brazo de tierra que alcanza el otro lado del mar, que es el que enlaza la ciudad con la tierra firme, no alcanza una anchura mayor que dos estadios. El casco de la ciudad es cóncavo; en su parte meridional presenta un acceso más plano desde el mar. Unas colinas ocupan el terreno restante, dos de ellas muy montañosas y escarpadas, y tres no tan elevadas, pero abruptas y difíciles de escalar. La colina más alta está al Este de la ciudad y se precipita en el mar; en su cima se levanta un templo a Asclepio. Hay otra colina frente a ésta, de disposición similar, en la cual se edificaron magníficos palacios reales, construidos, según se dice, por Asdrúbal, quien aspiraba a un poder monárquico. Las otras elevaciones del terreno, simplemente unos altozanos, rodean la parte septentrional de la ciudad. De estos tres, el orientado hacia el Este se llama el de Hefesto, el que viene a continuación, el de Aletes, personaje que, al parecer, obtuvo honores divinos por haber descubierto unas minas de plata; el tercero de los altozanos lleva el nombre de Cronos. Se ha abierto un cauce artificial entre el estanque y las aguas más próximas, para facilitar el trabajo a los que se ocupan en cosas de la mar. Por encima de este canal que corta el brazo de tierra que separa el lago y el mar se ha tendido un puente para que carros y acémilas puedan pasar por aquí, desde el interior del país, los suministros necesarios”.

(Texto traducido por M. Balasch Recost para Gredos, Madrid, 2000).

Esta descripción nos habla de una ciudad enmarcada por  CINCO COLINAS:

cartago_antigua1.En el monte de la Concepción ( Asclepio) se construyó un templo a Esculapio, dios romano de la medicina.

2.El de Despeñaperros (Hefesto) acogió un templo dedicado a César Octavio Augusto.

3.El monte de San José (Aletes) habría albergado un templo de menor importancia.

4.En el monte Sacro (Cronos) se ubicaría un templo dedicado al dios Saturno.

5.En el Molinete se mantuvo el Arx  Hasdrubalis (la fortaleza de Asdrúbal).

En la pequeña isla de Escombreras, frente al puerto, se levantaba el templo fenicio de Hércules Melkart.

Detrás  de la ciudad se observa la ubicación del estero, el Almarjal, pequeña laguna natural que fue perdiéndose con el proceso natural de sedimentación.

En distintos  puntos de la ciudad se han encontrado restos romanos: calles romanas, basamentos de murallas, columnatas, una necrópolis (alrededor de la cual se construyó el Museo Arqueológico Municipal). De la actual Plaza de España partía la Vía Augusta, que unía Cartagena con Tarraco (Tarragona) y Cástulo (en la provincia de Jaén). A la derecha de ésta se elevaba un templo al dios Mercurio; a la izquierda se erigió un monumento en honor a Tito Didio: la Torre Ciega, hoy en día conservada tras su restauración. Formaba parte, al parecer, de una necrópolis que existía junto a esta vía principal de acceso a Cartagena (las ilustraciones inferiores muestran su estado originario y el actual, tras ser restaurada en 1960).

la-vila-torre-sant-josep2

torreciega-ingles

En el cerro del Molinete fueron encontrados restos de un castellum aquae (gigantesca cisterna utilizada en las ciudades romanas para almacenar el agua potable y distribuirla por toda la ciudad).

También se conservan restos del Decumano, calzada enlosada que era la arteria principal de la ciudad romana y que enlazaba el puerto con el foro romano, centro neurálgico de la ciudad, así como con otros edificios cercanos al foro como unas termas. Además de los restos de la calzada se conservan los basamentos de una zona porticada.

No muy lejos se encuentra el Augusteum , conjunto arqueológico integrado por los restos de  parte de los edificios públicos del foro romano. Destaca también el tramo de calzada romana a cuyos lados hay restos de dos viviendas del s. I a.C., una de las cuales es conocida como la Casa de la Fortuna.

La peculiaridades y monumentalidad de los edificios lúdicos encontrados, el anfiteatro y el teatro, hacen evidente la importancia que la colonia llegó a tener en época de Augusto.

El anfiteatro habría sido construido en primer lugar, a mediados del s. I a.C., según los cánones arquitectónicos estipulados para estas grandes construcciones típicas del Imperio. Diecinueve siglos más tarde (ironías de la historia), las ruinas del edificio romano servirán  de cimiento para la edificación de una de las plazas de toros más antiguas de España (1854).

Hoy en día se trabaja en un proyecto integral que permita recuperar el edificio romano y hacer una puesta en valor de toda la zona limítrofe. (Para informarte acerca de este novedoso proyecto, pincha aquí).

Vista actual del coso desde el Castillo de la Concepción

Vista actual del coso desde el Castillo de la Concepción

Para una recorrido virtual por los lugares más destacados (Castillo de la Concepción, Teatro Romano, Anfiteatro, Decumano, Augusteum, Casa de la Fortuna, Torre Ciega y restos de la Muralla Púnica) pincha  en “ver mapa”; después ve buscando en el margen izquierdo  los distintos lugares citados para visualizar  su ubicación en Google Earth.

Sin embargo, de entre todos los lugares de interés arqueológico y cultural que ofrece la ciudad, debemos destacar dos:  el Museo Nacional de Arqueología Subacuática  y el Museo del Teatro Romano de Cartagena, lugares recientemente abiertos al público tras años de intensa labor.

El  ARQUA (híbrido creado a partir de los términos  latinos archaeologia” “aqua“) o Museo Nacional de Arqueología Subacuática es  la institución pública nacional encargada del estudio, la conservación y puesta en valor del Patrimonio Cultural Subacuático Español. También es sede del Observatorio Permanente del Plan Nacional de Protección del Patrimonio Arqueológico Subacuático. Es un museo único en su género que ahora abre sus puertas siguiendo los principios  de la arquitectura museística más moderna e innovadora.

Maqueta del teatro que muestra el graderío y el escenario

Maqueta del teatro que muestra el graderío y el escenario

El Teatro Romano de Cartagena, también mostró su nueva fisonomía en julio del año pasado, cuando fue inaugurado el complejo museístico construido sobre  el magnífico proyecto del arquitecto Rafael Moneo (la noticia tuvo gran cobertura en los medios de comunicación como demuestra este vídeo).

El lugar ha recuperado el antiguo Palacio de Riquelme, donde se sitúa la entrada al recinto. Encontramos un largo pasillo en que se recrea la historia del yacimiento, si bien lo más destacado son las salas en que se expone la maqueta del antiguo recinto teatral romano y los restos escultóricos más representativos: basamentos y capiteles de orden corintio realizados en mármol de Paros, la figura de un togado que posiblemente represente a Augusto velado, las aras o altares circulares en que se reprentaban los atributos de los dioses Júpiter, Juno y Minerva (la tríada capitolina) o los dinteles que contienen inscritos los nombres de los nietos del emperador Augusto, en honor de los cuales se habría erigido el teatro: Lucio y Cayo César.

Maqueta que reconstruye el aspecto originario de todo el edificio teatral

Maqueta que reconstruye el aspecto originario de todo el edificio teatral

Del mismo modo que en el Museo de Arte Romano de Mérida,  Rafael Moneo ha unido el conjunto del recinto cerrado al espacio abierto  formado por el Teatro Romano y la Basílica de Santa María la Vieja a través de un corredor arqueológico.

La reconstrucción del teatro ha sido hecha con gran meticulosidad y conservadurismo, empleando las técnicas constructivas y los materiales de la obra  original, e intentando desligar con claridad los elementos arquitectónicos originarios conservados de los reconstruidos.

Desde el acceso al recinto teatral podemos distinguir a vista de pájaro las partes principales del recinto teatral:

1. Scaenae  frons : fachada que actuaba a modo de decorado permanente.

2.Proscaenium : escenario sobre el que actuaban los actores.

3.Orchestra: construcción semicircular situada delante del escenario.

4.Aditus : cada una de las entradas laterales que daban acceso al graderío desde la parte baja de la edificación.

5.Proedria : asientos que rodeaban la orchestra reservados a las autoridades.

6.Cavea (Ima, Media, Summa) : el graderío dividido en tres espacios, organizados desde la parte más cernaca al escenario hasta la más alejada de él.

Falta por reconstruir el espacio posterior al escenario, el porticus  post  scaenam, lugar equipado con un jardín porticado que serviría de distracción para los espectadores en  el intervalo de las representaciones teatrales.  Por desgracia, la falta de presupuesto para acabar esta parte del proyecto ha obligado a abrir el Museo sin que se hubiera completado la obra proyectada  originariamente.

Puedes acceder a la arquitectura  del teatro romano  y distintas fotografías de su aspecto actual pinchando aquí.

Como puede comprobarse, el teatro, inaugurado  entre el año 5 y 1 a.C., es decir, pocos años después del de Mérida, posee unas dimensiones muy similares a las de éste. El hallazgo casual en 1987 de este recinto, del que no había constancia escrita, ha permitido sacar a la luz uno de los edificios teatrales  más importantes de la Hispania romana, pero también  su emplazamiento ha resultado ser una valiosísima fuente de información para conocer los avatares de la larga historia de Cartagena. Tal historia puede resumirse cronológicamente como sigue:

Siglo III : el teatro sufre un gran abandono.

Siglo V: construcción de un mercado tardorromano, aprovechando los materiales del recinto teatral y ocupando el espacio del escenario, la orchestra, y el graderío inferior.

Siglo  VI: el emperador bizantino Justiniano revitaliza la ciudad convirtiéndola en la capital de casi todo el levante español. En esta época se la conoce con el nombre de CARTHAGO  SPARTARIA. Sobre el antiguo mercado se construye todo un barrio de viviendas, que deja oculto por completo el antiguo teatro.

Siglo XI: la ciudad se encuentra  bajo la dominación árabe.

Siglo XIII: tras la conquista de la ciudad por Alfonso X El Sabio,  es construida la Catedral Antigua ( o Basílica de Santa María la Vieja) sobre la parte alta del emplazamiento del antiguo teatro.

Siglo XIV:  construcción de un gran muro defensivo que enlaza la Catedral con el Castillo de la Concepción (construcción bastante similar a la “Catedral fortaleza” de Almería capital).

Siglos XVI-XVIII: la zona se convierte en barrio de pescadores.

Siglos XIX-XX: el barrio es habitado por   la burguesía acomodada, aunque en las últimas décadas del siglo XX había sufrido un gran declive.

Para finalizar este breve recorrico histórico-arqueológico por Cartagena, te recomiendo que amplíes información sobre el teatro romano en estos enlaces: historia del hallazgo restauración.

2 comentarios

Archivado bajo Uncategorized

2 Respuestas a “Carthago Nova, joya de la Hispania Romana

  1. marta20891

    Buenas!

    Nunca he estado en Cartagena, pero tengo ganas de ver sus numerosos monumentos de la época romana, las calzadas y sobre todo el teatro.
    Claro está, que es una ciudad, que ofrece un extenso panorama cultural, que conserva un amplio patrimonio artístico y, por suerte, la tenemos a sólo un par de horas de aquí.
    Sólo quedan dos días para que podamos disfrutarla y, la verdad, espero que lo pasemos muy bien.
    Marta

  2. rogelia

    Hola!!

    Bueno decir Q esta informacion me ha parecido muy interesante ya que no sabia nada de todo esto, y espero Q nos lo pasemos muy bien en el viaje!!

    Un saludo; Laura!

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s